Aproveche las ventajas de la Banca Telefónica Banesco

 

 

Los clientes de Banesco Banco Universal disponen de una variedad de canales electrónicos para hacer sus operaciones desde la comunidad de su casa o lugar de trabajo. Con la Banca Telefónica automatizada Banesco los usuarios pueden hacer diferentes transacciones bancarias con sólo una llamada telefónica.

 

La Banca Telefónica, que está disponible las 24 horas del día, le permite a los clientes ahorrar tiempo y esfuerzo. Además las operaciones son realizadas de manera segura en muy pocos pasos.

Leer completo

Cajeros automáticos de Banesco permiten transferencias entre cuentas propias de sus clientes

 

Banesco Banco Universal informó que su red de Cajeros Automáticos ahora tiene la opción a través de la cual los clientes pueden realizar transferencias entre sus propias cuentas en Banesco de forma rápida, segura y muy fácil.

 

Daisy González, vicepresidenta de Gestión y Operación de Canales Electrónicos, Telefónicos, Virtuales y Móviles de Banesco, indicó que el monto máximo diario a transferir es de Bs 25.000, mientras que se permitirá un máximo de hasta siete transacciones por día.

Leer completo

La evolución del telecajero

La confianza de los clientes en instituciones bancarias que privilegien el autoservicio ha marcado la transformación constante de los cajeros automáticos, que a la fecha alcanzan más de cuatro décadas de existencia. En este cambio constante, el futuro asoma la sustitución de la tarjeta por otro tipo de dispositivos -de nuevo el móvil-, o bien del uso de otro tipo de tecnología para el reconocimiento del usuario.

Ideados por Shepherd Barron y con poco más de 40 años de existencia (el primero de ellos fue instalado en 1967, en la ciudad de Londres en una sucursal del Barclays Bank), los cajeros automáticos o ATM (Automatic Teller Machine) revolucionaron la atención bancaria y desde entonces han ido evolucionando simplificando hasta lo posible la complejidad de las operaciones de cada individuo e intentando optimizar el ahorro de tiempo.

El retiro de dinero en efectivo las 24 horas del día, los siete días de la semana es la función básica de todo telecajero, no obstante, nunca es suficiente. La efectividad y competitividad también pasa por optimizar estos terminales electrónicos.

Además del retiro en efectivo, la actualización de libretas, el depósito de dinero, pago de servicios públicos, envío de remesas al extranjero (al menos en otros países), adquisición de boletos, recargas de teléfonos móviles, bonos de transporte, consulta de saldos y transferencias bancarias son hoy día operaciones naturales para un cajero automático.

Las instituciones financieras sin embargo meditan la manera de optimizar los servicios que prestan a sus clientes y trasladar gran parte de ellos a estos terminales electrónicos. Desde la solicitud de créditos al instante, concesión y pago de hipotecas y más.

Otro tanto es la posibilidad de que los cajeros reciban tanto billetes como monedas, y con ello se hagan también autónomos. Es decir, se retroalimenten constantemente.

En la mira, sin embargo, está la posibilidad de que estos servicios y los tradicionales se realicen sin el uso de la tarjeta.

Algunas entidades bancarias apuestan por una tripulación entre el teléfono móvil y el servicio de SMS que le permita al usuario recibir una clave para realizar sus operaciones.

Este uso del celular como una suerte de tarjeta particular va un tanto más lejos de esta ya simple transacción.

Con la seguridad como norte, la incorporación de la tecnología chip en las tarjetas permitirá, al menos es lo que se piensa, reducir el fraude financiero y falsificación en un 60%. Lo que se busca es blindar al usuario desde el uso de su tarjeta personal en las transacciones que realice.

A largo plazo sin embargo está el uso de las huellas dactilares, del iris o el reconocimiento corporal como principal clave de acceso a la cuenta personal desde un cajero electrónico.

Y no es ciencia ficción. A la fecha, en Japón, ya existen terminales ATM que reconocen las huellas dactilares como llave a las cuentas personales.

Desde el diseño del propio equipo, los desarrolladores trabajan en ofrecer al usuario una experiencia que sea más humana con interfases que aporten una usabilidad más intuitiva. El reconocimiento de la tarjeta sin necesidad de introducirla en el cajero; y por supuesto el Touch Screen más sofisticado, está entre los requerimientos ineludibles.

La personalización de las pantallas en función de cada usuario, es decir, la posibilidad de filtrar y organizar el terminal en función de los servicios y operaciones que cada quien requiere es otra de las promesas en este territorio.

Las propuestas de diseño también pasan por ofrecer desde el acceso al equipo una mayor privacidad. En el caso del BBVA, el prototipo que trabaja junto a Fujitsu pasa por una rotación de 90 grados desde la pared, dejando muy pocas posibilidades de que el siguiente en la fila pueda ver la naturaleza de las operaciones que su predecesor realice.

El cuidado puesto en este peculiar dispositivo obedece, claro está, a las necesidades e inclinaciones de los usuarios.

Según una investigación de la firma NCR realizada en 11 países -citada por la página web iProfesional.com-, el “67 % de los consumidores prefieren ser clientes de una empresa que privilegia el autoservicio”.

En la actualidad, España es el país con más número de cajeros automáticos por habitante de Europa, y el segundo del mundo detrás de Japón. Para su cumpleaños número 40 se contabilizaban alrededor del planeta 1,3 millones de cajeros automáticos.

En Venezuela, la totalidad de las instituciones bancarias poseen sus propios cajeros automáticos. Las principales redes son Conexus y Suiche 7B y están interconectadas desde agosto del año 2000. Tales cajeros permiten hacer prácticamente todas las funciones tradicionales del mismo y recientemente, en algunas instituciones, hasta el depósito de cheques.

Fuente: El Universal

BanescOnline incorpora a dos ONG para recibir donaciones vía transferencia

Los interesados pueden realizar aportes a la Fundación Hospital de Especialidades Pediátricas de Maracaibo  y el Centro de Evaluación y Diagnóstico Integral de las Alteraciones del Desarrollo (CEDIAD)

Dos importantes organizaciones no gubernamentales podrán recibir donaciones de los clientes de Banesco Banco Universal a través de transferencias desde el portal BanescOnline. Se trata de la Fundación Hospital de Especialidades Pediátricas de Maracaibo y el Centro de Evaluación y Diagnóstico Integral de las Alteraciones del Desarrollo (CEDIAD).

Los clientes interesados en hacer sus aportes, sólo deben ingresar con su usuario a BanescOnline, hacer click en la sección Transferencias y seguir los pasos que solicita el sistema.

De esta manera, el Fundación Hospital de Especialidades Pediátricas de Maracaibo y el CEDIAD se suman a instituciones como Fe y Alegría, Fundana y Venezuela Sin Límite, que pueden recibir las donaciones de los clientes de la entidad bancaria.

La Fundación Hospital de Especialidades Pediátricas surgió en 1972 de la necesidad de una atención médica especializada para la población infantil del estado Zulia. Es una entidad autónoma y sin fines de lucro, con personalidad jurídica y patrimonio propio, creada por Decreto emanado de la Gobernación del Estado Zulia publicado en la Gaceta Oficial Extraordinaria del Estado Zulia No. 547, en septiembre de 1999.

El patrimonio de la Fundación está constituido por los distintos aportes que recibe y muy especialmente por las asignaciones provenientes del Ejecutivo Nacional, a través del Ministerio del Poder Popular para la Salud, y de la Gobernación del Estado Zulia, como ente tutelar de la institución. Asimismo, la FHEP ha recibido importantes aportes de fondos privados corporativos o personales.

Por su parte, el CEDIAD es una asociación civil sin fines de lucro, creada en septiembre de 2004 que da continuidad a la experiencia de diecisiete años de trabajo en la Fundación Nuevo DIA (Desarrollo Integral del Autista). Tiene un equipo de trabajo interdisciplinario integrado por psicólogos, psicopedagogos, terapistas del lenguaje, terapista ocupacional y médicos especialistas.

El objetivo fundamental del CEDIAD es la evaluación, diagnóstico y atención integral de niños, niñas y adolescentes que presentan Alteraciones del Desarrollo.