Empodérate mentalmente, quitando las palabras negativas de tu vocabulario

Publicado : 15 febrero, 2017

Categoria : De interés

Visitas: 1266

Empodérate mentalmente, quitando las palabras negativas de tu vocabulario

Las palabras tienen poder, por lo tanto hay que tener cuidado; cambia algunas de tu vocabulario habitual por palabras que te sirvan para lograr tus metas.

Frases como “nunca digas nunca” o “no puedo” son propias de las personas negativas, que se pueden traducir en el mal desempeño de tu día a día. Por ello, no es conveniente repetir este tipo de oraciones, debido a que forman de ti, una imagen de persona negativa, que afecta a los demás y predispone a tu comportamiento.

Bernard Roth, el director académico del Instituto de Diseño Hasso Plattner y profesor de Stanford, señala en su nuevo libro ‘The Achivement Habit’.  “que con cambiar simples palabras se puede  ser más exitoso”.

Acá dejamos algunas palabras que puedes modificar de tu vocabulario diariopensamiento-negativos-banesco-blog

  1. No diga ‘tengo que hacerlo’; mejor diga ‘quiero hacerlo’

Cambie esta palabra desde cuando hable y hasta en sus pensamientos, así tendrá una conciencia efectiva siempre, al momento de hacer algo en su vida. Roth menciona “A veces usted encuentra cosas incómodas, desagradables o aburridas y es porque así lo eligió. Sin darse cuenta estaba desarrollando una barrera ante ciertas actividades”.

Por ejemplo, alguna vez tuvo que matricularse en un curso para aprender inglés, ese era un requisito necesario para poderse graduar de la universidad. Usted odiaba el idioma, no fue su decisión hacerlo, lo hizo por obligación.

Pero en el proceso descubrió que disfrutaba de este aprendizaje, además encontró beneficios como poder leer libros en inglés y comunicarse con extranjeros. Es decir, entendió que el beneficio de aprender el idioma era mayor que la incomodidad de asistir a las clases que tanto odiaba.

  1. En vez de decir  ‘pero’,  diga ‘y’

Es momento de poner a trabajar el cerebro, y el “pero” es un obstáculo que se interpone en este procedimiento. Cada vez que inventamos alguna excusa, esta palabra aparece de la nada, para ponernos obstáculos en lo que queremos hacer. Ejemplo: Entonces en vez de decir “quiero ir a la fiesta, pero tengo que terminar el trabajo”, diga: “quiero ir a la fiesta, y tengo que terminar el trabajo”. Las dos actividades no tienen por qué ser conflictivas entre sí, eso es una trampa normal, su cerebro tiene que entender que es posible encontrar una solución.

Cuando usa ‘y’ le está dando la misma importancia a las dos partes de la frase,  así serán procesadas en su cabeza. La solución en ocasiones no es tan lejana, podría pensar en llegar a la fiesta antes, o buscar la manera de hacer el trabajo más eficientemente.

  1. Cambie el ‘no puedo’, por ‘no lo haré’

La frase “No puedo”, puede denotar que usted ya intentó todo por hacer alguna cosa en específico y que no tiene solución. Pero ¿Realmente usted agotó todas las posibilidades de hacerlo? Lo más probable es que no, y engañe a su cerebro, cuando en realidad no quiere hacer algo.

Es posible que no encuentre muchas diferencias entre decir “no puedo dejar de respirar” y “no dejaré de respirar”. Sin embargo, el simple cambio del  no puedo a no lo haré lo puede empoderar. Pues no poder hacer algo implica que es una persona que necesita ayuda, que la tarea está fuera de sus alcances. En cambio no querer hacer algo significa que usted elige no hacerlo, que es una persona que controla sus decisiones de acuerdo a sus ambiciones.

Cambiar estas pequeñas palabras o frases, son de importancia para resolver problemas, como para mejorar su sistema de comunicación, al momento de crear posibilidades y oportunidades en su desarrollo personal y profesional. Desafíe la forma automática en la que responde su cerebro, cambiando estas palabras negativas, por otras que le ayuden a resolver sus problemas y tener el control de sus creencias.

Fuente: finanzaspersonales.com.co

Los comentarios estan Cerrados.