El estrés, por Juan Carlos Escotet (Banesco) (y II)

Publicado : 11 Junio, 2013

Categoria : Gerencia

Visitas: 464

Tags: , , , , , , , ,

Juan Carlos Escotet, presidente de la Junta Directiva de Banesco Banco Universal, compartió a través de su cuenta en Twitter (@jescotet) algunas reflexiones sobre el estrés. A continuación la segunda parte de los mensajes publicados:

 

El estrés es egomaníaco: nos conduce a pensar que nuestras preocupaciones importan más que las de otros.

 

Otra característica del estrés: es unilateral. Lo vemos en los demás, pero no en nosotros mismos.

 

Otra buena razón para pensar en el estrés, es que nos aleja de los demás: la gente toma distancia.

 

Además de afectar el carácter y la salud, el estrés afecta nuestra imagen personal y nuestras relaciones.

 

Cuando dos personas afectadas por el estrés se encuentran, es muy probable que aparezca un conflicto.

 

Una señal de madurez y de respeto por los demás es reconocer que una está bajo estrés y posponer los temas álgidos.

 

Cuando el estrés se torna recurrente, los demás temen hablarnos o acercarse. El estrés tiene consecuencias sociales.

 

Cada vez se descubren vínculos insospechados entre el estrés y distintas enfermedades. No estrés es igual a más salud.

 

Cuando uno reconoce haber estado bajo estrés, debe explicarlo a quienes le rodean. Eso ayuda a combatirlo.

 

El estrés opera como un desgaste de las propias energías. Por eso causa tanto cansancio. El estrés nos agota.

 

Si entendemos el estrés como pérdida de energía, podemos enfocar nuestro pensamiento al buen uso de nuestras energías.

 

Un grave error es creer que generar estrés en el trabajo puede ser productivo. Tarde o temprano generará problemas.

 

El cuidado del ambiente en los lugares de trabajo es fundamental para reducir o combatir el estrés.

 

El estrés debe estar en la agenda de todo líder o supervisor. Todo gerente debe ser un técnico en el combate al estrés.

 

Sonrisas, palabras de aliento, pausas en momentos de tensión, una mirada al retrato de nuestros hijos: alivian el estrés.

 

 

Los comentarios estan Cerrados.